Cada 30 de enero nuestro colegio se une a cientos de colegios para conmemorar el día escolar de la Paz y la No-Violencia.

El mal tiempo no nos permitió este año recorrer las calles de Ribadesella, pero si abrimos las puertas para acoger a las familias y recordar juntos que todos los hombres sin distinción de raza, nacionalidad, religión o lengua, somos hermanos. Tras la lectura de un manifiesto por la Paz los alumnos de 5º y 2º de Eso nos animaron con un “flash mob” al que se fueron uniendo todos los alumnos.